En Español
Prepárese para ser propietarioPrepárese para ser propietario
Prácticas Fraudulentas
¡Tenga cuidado con los préstamos para la vivienda que lo pueden poner en riesgo!
La mayoría de los prestamistas trabajan para ayudarlo a encontrar el mejor préstamo de vivienda, sin embargo, algunos prestamistas le pueden ofrecer programas de préstamos que lo pondrían en riesgo. Muchos préstamos pueden ofrecer bajos pagos al comienzo, pero los pagos pronto se incrementarán significativamente. Estos préstamos lo ponen a usted y a su familia en riesgo de perder su casa y de perjudicar su historial crediticio. Es importante saber todos los detalles antes de solicitar un préstamo de vivienda.
Estos consejos le ayudarán a encontrar el mejor programa de préstamos para usted.
Sea un comprador informado. Averigüe sobre programas de préstamos disponibles y las preguntas que hará a su prestamista al participar en la clase educativa gratuita de VHDA sobre la compra de una vivienda.
Hable con varios prestamistas y compare programas. Pida a los prestamistas que le den su APR (tasa de porcentaje anual) del programa recomendado para que pueda hacer una buena comparación de los programas. Pregunte por el Presupuesto de buena fe (Good Faith Estimate en inglés) para ver todas las tarifas del prestamista.
Averigüe si hay una multa por pago por adelantado. Esta multa le puede costar mucho dinero en el futuro si decide pagar su préstamo más temprano o refinanciar para un mejor programa con pagos más bajos.
Pregunte si su préstamo tiene una amortización negativa. Si es así, significa que su balance de préstamo se puede incrementar cada mes y que pronto puede deber más de lo que vale su vivienda.
Pregunte si hay un programa de interés fijo o ajustable. Los préstamos de interés ajustable le pueden ofrecer pagos iniciales más bajos pero los pagos se pueden incrementar. Pueden ser el tipo correcto de préstamo para usted en este momento, pero asegúrese que pueda afrontar un incremento de pagos en el futuro.
Pregunte si hay un pago global. Esto puede requerir que haga un gran pago y cancele el balance de préstamo más pronto de lo que espera. Si no tiene los fondos para cancelar su préstamo, puede perder su casa.
Cuídese de los prestamistas que dicen “mal crédito, no hay problema”. Usted podría terminar pagando mucho más por su préstamo en base a su crédito, que lo que en realidad debería pagar. Pregunte a su prestamista si califica para un préstamo FHA. O considere hablar primero con un consejero de crédito para mejorar su puntaje de crédito para que así obtenga un préstamo a menor precio.
No solicite un préstamo mayor al que pueda pagar. Si no tiene lo suficiente para hacer sus pagos, arriesga perder su casa y todo el dinero que ha pagado desde la compra.
No firme ningún documento con espacios en blanco. Lea todo cuidadosamente y haga preguntas. No dude decir “no” si no entiende los documentos o términos del préstamo. Busque consejos de una organización de vivienda local sin fines de lucro.
Obtenga recomendaciones. Pida a amigos y familiares que le recomienden prestamistas y agentes de bienes raíces de buena reputación que pueden ayudarlo mejor en el proceso de compra de una casa.

Volver Arriba